ARDER | Seis intervenciones radicales a la memoria

Se trata de un homenaje a las mujeres desaparecidas y asesinadas en nuestro país, también es una celebración a la vida, a la capacidad de estar juntas y resistir. La idea original y la dirección escénica están a cargo de Hayde Lachino. Podrá verse del 25 de abril al 4 de mayo de 2019 en el Museo Universitario del Chopo.

Ciudad de México, 14 de abril (MaremotoM).-Proyecto multidisciplinario que reúne diversas prácticas artísticas con el objetivo de reflexionar sobre las múltiples violencias que sufren los cuerpos de las mujeres. Se trata de un homenaje a las mujeres desaparecidas y asesinadas en nuestro país, también es una celebración a la vida, a la capacidad de estar juntas y resistir.

El punto de partida es la pieza La memoria que arde, la cual será intervenida por seis artistas de diferentes prácticas y trayectorias con el propósito de que emerjan nuevas significaciones a una obra que se propone como un dispositivo de pensamiento y acción.

La memoria que arde, intervenida por seis artistas. Foto: Cultura UNAM

En escena son intervenidas imágenes cinematográficas por parte de Yoatzin Balbuena, que se enlazan con las canciones de la rapera mexicana Amenic Mc Poetika. A ello se superponen diversos momentos performativos en donde con los nombres de 100 mujeres desaparecidas se va construyendo un dispositivo visual para hacer presente la ausencia.

Te puede interesar:  Paco Morales: La cultura nos abre la mente y nos abre el alma. ¡Hay que ir al teatro!

Sobre este territorio, los artistas Nayeli Benhumea, Jimena González, Alain Kerriou, Sandra Milena, Indira Pensado y Deborah Siberer, intervienen para generar una nueva pieza en cada sesión, de manera que puedan surgir aspectos diversos de la problemática con la intención de provocar diferentes estados anímicos y una puntual reflexión respecto al tema.

Esta pieza es un trabajo que retoma diversas propuestas del arte contemporáneo para intervenir archivos y de esta manera reconfigurar la memoria, y así vislumbrar otras posibles alternativas de enunciar la ausencia. Busca la cercanía con el espectador, el papel de éste es central para que la pieza tenga sentido.

Foto: Cultura UNAM

Creación colectiva: Yoatzin Balbuena, Rocío Gutiérrez, Hayde Lachino, Amenic Mc Poetika.

Idea original y dirección escénica: Hayde Lachino

Música: Amenic Mc Poetika y Mujeres son Ritmo

Manipulación visual: Yoatzin Balbuena

Artistas invitados: Nayeli Benhumea, Jimena González, Alain Kerriou, Sandra Milena Gómez, Indira Pensado y Deborah Silberer.

Comments are closed.