Damon Albarn pide que la música sea “más política”

Rihanna filma una película en Cuba, junto a Donald Glover

Damon tiene 51 años y todavía una gran influencia en la música, pero ¿qué piensan los músicos actuales?

Ciudad de México, 24 de abril (MaremotoM).- En una entrevista con la BBC Radio 6, Damon Albarn (Gorillaz, Blur) dijo que ahora es necesario que los artistas adopten más posiciones políticas en su música, especialmente cuando se trata de Brexit, una decisión histórica que Albarn considera “tan deprimente”.

Es interesante ver lo que dice este hombre tan apegado al rock, a decir lo que quiere decir con sus canciones, pero, claro, viejo para lo que la sociedad considera hoy alguien que está dispuesto a ver el mundo con miradas nuevas.

Damon tiene 51 años y todavía una gran influencia en la música, pero ¿qué piensan los músicos actuales?

La semana pasada, el “viejísimo” Roger Waters le escribió una carta a Madonna (la que ahora canta con Maluma y no quiere aceptar el paso de la edad), para decirle que no vaya a cantar en la final de Eurovisión en Tel Aviv.

“Estoy dispuesto a respaldar con actos mi defensa de los derechos humanos? ¿Ayudaré a mis hermanos y hermanas en su lucha por los derechos humanos o cambiaré de acera y miraré hacia otro lado?”, pregunta el ex líder de Pink Floyd, de 75 años.

“Por cierto, mi apoyo los derechos humanos y mis críticas a las violaciones del Gobierno israelí han provocado que me acusen de antisemita a menudo. Es una cortina de humo para desviar la atención y desacreditar a los que hablan de los crímenes de lesa humanidad cometidos por Israel. Yo apoyo la lucha por los Derechos Humanos de los pueblos oprimidos en todo el mundo. La religión del opresor no tiene nada que ver. Defender a los rohingyas y condenar la persecución de Myanmar contra ellos no me convierte en un anti-budista”, ha agregado.

“La música selfie no es sostenible. ¿He hecho una canción autofoto? Probablemente lo intenté, pero mi naturaleza obtusa innata me impidió hacerlo correctamente”, dijo Damon Albarn en dicha entrevista.

Cuando se habla de “música selfie”, es probable que Albarn esté hablando de material relacionado principalmente con las observaciones sobre el yo, en lugar de comentar sobre el mundo en general.

Te puede interesar:  Zeth Arellano, una de las participantes de la voz coral que retrata a Paulina Rubio

En noticias relacionadas, Thom Yorke de Radiohead comparó previamente el Brexit con los “primeros días del Tercer Reich” en la Alemania nazi.

Ed Sheeran, Sting y otra decena de músicos expresaron en una carta abierta a la primera ministra británica Theresa May sus preocupaciones frente a las consecuencias del Brexit, una “prisión cultural” amenazante para “todos los sectores de la industria musical”, el año pasado.

El músico irlandés Bob Geldof, quien hizo campaña por el mantenimiento del país en el bloque europeo tuvo la iniciativa y entre los firmantes de la carta publicada en The Guardian, estuvieron el director de orquesta Simon Rattle, el baterista de Queen Roger Taylor y el cantante estadounidense Paul Simon.

Bob Geldof llamó a que se organice un nuevo referéndum sobre la salida de la UE, porque desde su punto de vista es la única manera de evitar que el Brexit “arruine nuestro futuro”.

En tiempos pasados, había más músicos relacionados con la política, no tan atormentados por el yo, por la vida sensible de un tipo egoísta, pensando a lo mejor –ingenuamente- que la música podía salvar al mundo.

Desde el brasileño Gilberto Gil hasta el inglés Joe Strummer, pasando por Rubén Blades hasta el estadounidense Krist Novoselic, todos han puesto sus posiciones y se han interesado por la política, ¿qué pasa hoy?

¿No será que la organización mediática hegemónica esté como siempre destacando los chismes más allá de las posiciones políticas de los nuevos grupos y músicos?

Veamos a Donald Glover, que ha hecho desde Cuba una película junto a Rihanna, Guava Island. El año pasado se llevó un Grammy por su canción “This Is American”, una crítica tremenda que muestra lo que significa vivir en un Estados Unidos racista y armado, que ataca a los negros y a todo el que se vea diferente.

Donald, conocido en la música como Childish Gambino, no acudió a la ceremonia y conviene pensar que los grandes raperos estadounidenses como Kendrick Lamar, Drake y el propio Glover, tal vez hayan dejado atrás los Grammy, pero de ninguna manera abandonar su lucha por un mundo mejor.

Comments are closed.