Martín Solares

Este es el proyecto más intenso en todos los que he participado: Martín Solares

CAPITAL MUNDIAL DEL LIBRO | ¿Por qué leemos? ¿Por qué escribimos?

“Tengo un equipo de trabajo muy grande y eficaz. Queríamos que la gente no tuviera que caminar mucho para encontrarse con un hecho literario en la ciudad. En una cafetería hay un pequeño librero con los trabajos de escritores que van a venir a Guadalajara, un cuentacuentos en un parque, esa es la parte más visible de este reto que estamos haciendo”, afirma.

Ciudad de México, 16 de mayo de 2022.- Dirigir la Capital Mundial del Libro es otro de los desafíos que ha emprendido el escritor Martín Solares. Será todo un año al servicio de este reconocimiento que ha dado la UNESCO a Guadalajara, que se considera la “capital literaria del país”.

Estuvimos en la inauguración el pasado 23 de abril, donde entre el homenaje por los 80 años a Hugo Hiriart, la presencia de grandes poetas mexicanos, el debate de por qué leemos, por qué escribimos, sirvieron como puntos de partida a lo que será el 2022, en la ciudad donde también funciona la Feria Internacional del Libro.

ENTREVISTA EN VIDEO A MARTIN SOLARES

“Yo creo que ya está leyendo gente que no pensaba leer este año. A través de las visitas que los escritores han hecho a los diferentes estratos de la población, la gente lee más. Ahora vamos a hacer una iniciativa con los policías, traeremos a Víctor del Árbol, un autor español que escribe novelas policiales y lo hemos convencido al comisario a que sea él que lo presente. Cómo ser un joven policía en Barcelona, se convirtió luego en un novelista muy exitoso. Vamos a trabajar con bomberos, con centros para personas con retos neurológicos, sobre todo con muchas preparatorias públicas”, dice Martín Solares en entrevista.

La FIL hace un programa estupendo que se llama 1000 jóvenes hablan con un escritor. La Capital Mundial del Libro hace una experiencia que no llega a 1000, pero son reuniones que aglomeran a bastante gente, donde los escritores hablan y cuentan sus mecanismos de escritura.

Capital Mundial del Libro
“Lo que importa es el gozo y la posibilidad de vivir lo que uno no puede”. Foto: Cortesía

“Tengo un equipo de trabajo muy grande y eficaz. Queríamos que la gente no tuviera que caminar mucho para encontrarse con un hecho literario en la ciudad. En una cafetería hay un pequeño librero con los trabajos de escritores que van a venir a Guadalajara, un cuentacuentos en un parque, esa es la parte más visible de este reto que estamos haciendo”, afirma.

“El reto invisible es cómo vamos a rescatar las bibliotecas. Después de dos años de pandemia algunas de las bibliotecas sufrieron el paso del tiempo, hubo personas que entraron y se llevaron todo, esta administración no las recibió en buen estado, vamos a rescatarlas. Tuve una reunión con empresarios y surgió una idea genial. Cada empresa de Guadalajara comprará libros para hacer una biblioteca en cada lugar de trabajo, tenemos la voluntad de atender cada uno de los eslabones de la cadena del libro, entre ellos a los editores”, agrega.

El programa está lejos del mercado literario e intensifica la actividad de los escritores locales. Los autores de Guadalajara coordinarán los talleres más importantes y habrá un 30 por ciento de artistas que vienen del extranjero, como Alessandro Baricco, Marcial Aquino, Fernanda Trías, Bernardo Atxaga, Alberto Manguel.

Te puede interesar:  Aumenta la venta del libro físico y baja la venta del libro digital: CANIEM
Capital Mundial del Libro
Capital Mundial del Libro

“Todos fueron seleccionados no por sus libros recientes, sino por un programa dedicado a la literatura”, afirma Solares, quien acaba de firmar un convenio con Monterrey, para que los conferencistas de la Capital Mundial del Libro, también se presenten en la gran ciudad del Norte.

“Este es el proyecto más intenso en todos los que he participado. En este momento todavía tenemos que seguir tocando puertas para realizar la mayor cantidad de eventos que hacemos. Un escritor extranjero tendrá que ir a las escuelas, a los programas de televisión, a un desayuno con los bomberos, si su novela habla sobre el fuego. Queremos que gente que no recibe una visita literaria, la tenga. Los problemas que está abordando Guadalajara, como los migrantes, la trata de blancas, las desapariciones y también problemas que no tiene como la guerra y la resonancia de la guerra, estarán tratados” en la Capital Mundial del Libro.

Martín Solares
Estoy muy entusiasmado y esta ciudad fue donde me convertí en escritor y lector. Foto: Cortesía

Andrea Blanco, José Coronado, Dolores Garnica, son algunas de las cabezas de este proyecto monumental, acompañados todos por Pablo Lemus, el nuevo alcalde de Guadalajara.

“Todos en el Ayuntamiento van muy despacio porque quieren hacer las cosas bien. Estoy muy entusiasmado y esta ciudad fue donde me convertí en escritor y lector. Me hace muy feliz que a través de este programa se puedan abrir ventanas al exterior y al interior”, dice Martín Solares (Tampico, 1970), autor de Los minutos negros, (2006) traducida al inglés, francés, alemán, italiano, polaco y ruso, adaptada al cine y finalista del Premio Rómulo Gallegos en 2007, del Bibliothèque des litteratures policières en 2009 y del Antonin Artaud en 2008, además de haber obtenido el Best Mistery Novel del International Latino Award en USA en 2009. Su segunda novela, No manden flores (PRHM, 2015), fue finalista del Premio Violet Noir a la mejor novela policiaca extranjera publicada en Francia y se tradujo al inglés, francés y polaco. Recientemente Solares publicó tres novelas que mezclan la literatura fantástica con el género policial: Catorce colmillos (2018), Muerte en el jardín de la luna (2020) y Cómo vi a la mujer desnuda.

También es autor de dos libros para niños: Los monstruos y tú (2010) y Bassim Bassán, el amigo de la muerte, que será publicado en PRHM en 2021, así como de dos libros de ensayo: Cómo dibujar una novela (2014), traducido al francés y en proceso de traducción al inglés y Métodos instantáneos de análisis literario, que será publicado por Ediciones Era en los próximos meses.

“Ahora tengo que tener dos escritorios, uno para el programa y otro para mí como escritor. En la pandemia terminé dos novelas y un libro infantil. Otro libro de ensayos, que entregué a ERA, pero no tengo ninguna prisa. Estos meses tengo ganas de hablar de la literatura que hacen los otros y el año que viene seguiré con mi carrera de escritor”, concluye.

Comments are closed.