Funky Geisha

Funky Geisha en Cancún

El chef Osamu Deai viajó por diversas partes del mundo antes de tomar la estafeta de una gastronomía elocuente, en donde la producción de platillos debe ceder ante los sabores mil veces reconocidos, pero con un enfoque adicional que recuerde los dones de la casa y el estilo de la empresa que lo hizo nacer: Grupo Rosa Negra.

Cancún, 11 de marzo (MaremotoM).- El ambiente es divertido, la escena esplendorosa y la cocina oriental, pero con raíces que celebran apetitosos platillos de las calles de oriente.

Funky Geisha inició como un proyecto de delivery y se transformó en un concepto en donde el diseño provoca, las bebidas incitan y los entornos seducen. El impacto logrado durante su apertura en Tulum, fue suficiente para recrearlo en Cancún.

El chef Osamu Deai viajó por diversas partes del mundo antes de tomar la estafeta de una gastronomía elocuente, en donde la producción de platillos debe ceder ante los sabores mil veces reconocidos, pero con un enfoque adicional que recuerde los dones de la casa y el estilo de la empresa que lo hizo nacer: Grupo Rosa Negra.

Funky Geisha rescata la decoración esencial de oriente con materiales naturales como maderas recuperadas, mimbre, bambú y piedra, sazonados con una iluminación parcial alimentada con velas. Existe un aire de misticismo salpicando la escena. Complementan el DJ y los artistas que aparecen entablando diálogos de gran plasticidad durante la noche, en ese recinto que se reclina sobre las pacíficas aguas de la laguna de Nichupté.

Te puede interesar:  La magia de la Navidad llega con el chef Emmanuel Zúñiga
Funky Geisha
En la mesa platillos que inducen el deseo de compartir. Foto: Cortesía

En la mesa platillos que inducen el deseo de compartir, de combinar con tragos diseñados para esa cocina de nombres famosos y bien conocidos: samosas de la India; nigiris, makis, robata y otros bocados de Japón o de Mongolia, espectaculares curries de Tailandia y pato laqueado de China, sólo por mencionar algunos.

El producto, como es costumbre en Grupo Rosa Negra, relaciona una serie de insumos premium como el salmón king de Nueva Zelanda; hamachi de Japón; carnes prime, bogavantes, pulpos, camarones y un sinnúmero de productos procedentes de diversas partes de México y el mundo.

Funky Geisha
El chef Osamu Deai viajó por diversas partes del mundo antes de tomar la estafeta de una gastronomía elocuente. Foto: Cortesía

Una de las temáticas del menú reposa en la cocina vegana. Se trata de platillos clásicos orientales procesados con los ingredientes y las técnicas que demanda un consumidor exigente: curry de hongos; yakimeshi de verduras; tiradito de betabel; okra a la robata y otros tantos destinados a una comunidad creciente de amantes de la cultura vegana.

Un final dulce, con postres imposibles de rechazar. Mixología sorprendente que recurre a muchas variantes audaces al ensamblar sabores y cocteles. Vale la pena revisar los mocktails como el Namaste y el Ganesha, con ingredientes exóticos y naturales. Y desde luego la experiencia shisha con un amplísimo menú de posibilidades y alcances, para degustarse de frente a la serenidad que impone la laguna.

Comments are closed.