Fito Páez

“La canción de las bestias”, de Fito Páez, tiene un video urgente, filmado en cuarentena

“La canción de las bestias” fue una canción elegida espontáneamente por el público como una de las preferidas del nuevo álbum de Fito Páez, La Conquista del Espacio, editado el pasado 13 de marzo.

Ciudad de México, 24 de mayo (MaremotoM).- Luego del primer adelanto “Resucitar”, que suma más de 2 millones de reproducciones a la fecha, “La Canción de las Bestias” se convierte así en el segundo sencillo con videoclip del álbum.

Filmado durante la cuarentena desde la casa del propio artista -que en estos últimos meses ha sido además escenario de varios conciertos íntimos vía streaming y a través de medios de comunicación masivos por millones de personas en todo el planeta-, en una realización colectiva a distancia de la que participaron Páez, Pippa, Rompo, Taboada & Zimerman.

Fito Páez
Fito Páez sigue haciendo canciones. Foto: Cortesía

En palabras de Fito: “Esta es una canción de tinte acústico donde la bestia es el tipo que lleva el peso, el esclavo. Ahí me represento yo y ahí veo a todos los seres humanos. Todos somos bestias; hasta el más inmundo asesino tiene un corazón y eso tiene un valor. Está contado en primera persona: yo soy la bestia, me hago cargo, por eso es que me emociona tanto la canción. El video de ‘La Canción de las Bestias’, surgió en estos tiempos de pandemia, lo llamé a Max Rompo, mi amigo, y le dije: ´Me gustaría que empecemos a jugar, te voy a enviar algunas imágenes´.

Te puede interesar:  Leer te entrena para desear: Alessandro Baricco

Me filmé con el teléfono, aquí en casa, hice varios planos largos, planos cortos, hice algunos macros con ojos, manos, boca.  Max cuando ve el material convoca a Alex Pippa, que es su colega con quien trabaja habitualmente y ahí comienzan a experimentar tomando algunas partes de las filmaciones que les mandé.  Avanzan con la fantasía de animar unos monstruitos hermosos, junto con Iván Zimerman, que se sumó en la animación.

Al material que filmé le sumaron otros materiales filmados por ellos, utilizaron extractos de ojos, jugaron con una suerte de deformaciones del rostro, hubo muchos procesos, todo lo hicimos en 10 días.

Era un video urgente, una manera de divertirnos. A todos nos gustaba la canción. Por último, se sumó Julia Taboada con las traducciones al mandarín, una idea que aporta Max. Fue un trabajo colectivo, lo hicimos entre todos y estamos muy orgullosos de este video hecho a distancia y con mucho amor”.

Comments are closed.