OaxacaCalifornia

La película es un retrato íntimo de una familia, de tres generaciones: Oaxacalifornia: el regreso

Oaxacalifornia: el regreso, el nuevo documental de Trisha Ziff, se presentará en dos funciones especiales en Oaxaca este sábado 8 y domingo 9 de octubre.

Ciudad de México, 8 de octubre (MaremotoM).- Con muy buenas críticas de la prensa, Oaxacalifornia: el regreso, tuvo su estreno el 6 de octubre en salas de México y se estará presentando en dos funciones especiales en Oaxaca: en la biblioteca Henestrosa el 8 de octubre a las 19:30 pm y en la explanada municipal de Huayapam, el 9 de octubre a las 19:00 pm. ¡No te lo pierdas!

Este conmovedor documental retrata la vida de la familia Mejía 25 años después de haber sido retratados por primera vez, ahora con la dirección de la aclamada Trisha Ziff (El hombre que vio demasiado, La maleta mexicana, Chevolution) y contando ya con dos candidaturas al Ariel en las categorías de Mejor Música Original y Mejor Largometraje Documental.

Hace veinticinco años, la directora mexicana nacida en Inglaterra Trisha Ziff produjo su primer documental sobre la familia Mejía mientras navegaban su nueva realidad como inmigrantes recién llegados a los Estados Unidos. Volviendo a donde la película de 1994 termina, conocemos a la tercera generación de los Mejías, ahora adolescentes americanos de segunda generación, cuando ellos navegan lo que significa ser mexicanos y americanos simultáneamente en los EUA.

OaxacaCalifornia
Oaxacalifornia: el regreso, en Oaxaca. Foto: Cortesía

Filmada en ambos lados de la frontera, Oaxacalifornia: el regreso ilustra fascinantemente las maneras en las que las identidades multigeneracionales cambian y toman nuevos  significados dentro de una sola familia para permitir a sus miembros integrarse de manera impecable a una realidad bicultural. Desafía también las narrativas viejas que definieron la experiencia migrante de aquellos como los abuelos Mejía, una experiencia de estar atascado entre dos mundos o ser “ni de aquí ni de allá.” Los nietos exploran y reclaman sus identidades, identidades que incorporan ambas partes: son de aquí y de allá.

Haciendo una crónica por tres generaciones de una sola familia americana, Oaxacalifornia: el regreso nos recuerda los matices sobre la pertenencia y la otredad que forman la estructura de los EUA y florece a ser un épico conmovedor sobre la vida diaria para la época moderna.

Trisha Ziff ha trabajado por los últimos veinticinco años en fotografía como escritora, editora, curadora y cineasta documental. Su primera película como productora y escritora fue Oaxacalifornia (US/UK 1995).

“La familia Mejía ha sido una parte crítica de mi relación con México por un cuarto de siglo. Los conocí cuando recibieron su documentación por primera vez y pudieron viajar a su hogar en México con sus tres hijos. Un año después hicimos nuestra primera película, mi primer documental Oaxacalifornia (1995). Permanecimos en contacto para los cumpleaños, bodas y navidades durante más de dos décadas”, dice la directora

“Crecí en Inglaterra y siempre respeté el trabajo del director Michael Apted en su serie 7 Up. Influyó la idea de visitar de nuevo nuestra película de 1995 y ser testigos de lo que había cambiado para la familia Mejia. Hace cinco años, Donald Trump habló en un discurso de campaña acerca de los mexicanos como “violadores y asesinos”. Estos comentarios me causaron ofensa e indignación, como a muchos otros. También conocía el dolor y el daño que esto le causaría a familias como los Mejía, que han hecho sus vidas en Estados Unidos y cuyos hijos y nietos son estadounidenses”, afirma.

OaxacaCalifornia
Estreno de la película. Foto: Cortesía

“La película es un retrato íntimo de una familia, de tres generaciones. Con la oportunidad única del acceso al material de la película original, vemos como los Mejías han crecido y cambiado, como sus ideas se han adaptado con el tiempo. Un cambio que nunca pudieron haber predicho entonces. Es importante movernos más allá de las estadísticas y las etiquetas de identidad para darle a la nueva generación una oportunidad de hablar sobre su realidad. Estos americanos de segunda generación no cargan la misma responsabilidad de identidad que sus padres, pero aun así la cultura resuena en muchos aspectos de sus vidas”, agrega.

Comments are closed.