Cheesecake de calabaza

Los postres para el otoño: avellana, mandarina, higos, membrillos…

Llegó la temporada de otoño y como cada año trae consigo cambios de clima, pero aún más importante, un sinfín de ingredientes propios de la época que nos permiten sacar a flote la creatividad en la cocina.

Ciudad de México, 16 de octubre (MaremotoM).- Aunque algunos insumos pueden conseguirse a lo largo del año, es en esta época cuando se pueden disfrutar al máximo. Tal es el caso de la calabaza de castilla, las berenjenas, las setas, los higos, las mandarinas, membrillo y frutos secos, entre otros.

Y que mejor manera de explotar la versatilidad de estos productos que con un postre. Un platillo que innegablemente nos levanta el ánimo hasta en los peores días, pues sus aromas y sabores hacen que el cerebro secrete serotonina y endorfinas produciendo así, una sensación de placer y bienestar.

Es por esto, que te compartimos algunas recetas con las que podrás sorprender en cualquier reunión o con la familia.

Cheesecake de calabaza
Cheesecake de calabaza. Foto: Cortesía

CHEESECAKE DE CALABAZA DE CASTILLA

 INGREDIENTES

Para la base:

  • 1¼ tz. de galletas María (molidas)
  • ¼ tz. de azúcar
  • ½ cdta. de canela en polvo
  • 60 g de Mantequilla Lyncott (derretida)

Para el relleno:

  • 1¾ tz. de puré de calabaza de castilla
  • 500 g de Queso Crema Neufchâtel Lyncott (a temperatura ambiente)
  • 1½ tz. de Crema para Batir Lyncott
  • ¾ tz. de azúcar
  • ½ cdta. de jengibre en polvo
  • ½ cdta. de nuez moscada en polvo
  • 2 huevos
  • 1 bote de Crema Batida Lyncott (para decorar)

PROCEDIMIENTO

  1. Precalentar el horno a 190ºC.
  2. Mezclar muy bien las galletas molidas con la azúcar, canela y mantequilla derretida, hasta formar una masa. Colocar la mezcla en el fondo y a los lados de un molde desmontable (23cm).
  3. En una batidora a velocidad muy suave, combinar el puré de calabaza, queso crema, crema para batir, azúcar, jengibre, nuez moscada y agregar de uno en uno los huevos.
  4. Verter la mezcla de puré al molde y hornear a 190ºc durante 30 minutos. Apagar el horno y dejar enfriar el cheesecake dentro del horno durante otros 30 minutos.
  5. Retirar del horno y desmontar. Decorar con un poco de Crema Batida Lyncott®. Servir.

    Flan de mandarina
    Flan de mandarina. Foto: Cortesía

FLAN DE MANDARINA

 INGREDIENTES

  • ½ tz. de azúcar
  • 4 huevos
  • 1 lata de leche condensada
  • 360 ml de Crema Half & Half Lyncott
  • 2 mandarinas en gajos
  • Ralladura de dos mandarinas

PROCEDIMIENTO

  1. Para preparar el caramelo, sirve azúcar en un sartén con teflón y añade un poco de agua. Espera a que se fundan los ingredientes y la mezcla adquiera un tono dorado. Reserva.
  2. Con ayuda de una licuadora, mezcla la crema half & half, la leche condensada y los huevos con la ralladura de mandarina y sirve en un molde.
  3. Coloca el molde con la mezcla en un recipiente más grande y pon a cocer a baño María dentro del horno a una temperatura de 190 ºC por 40 minutos o hasta que cuaje el flan.
  4. Retira los moldes del horno y deja enfriar la preparación.
  5. Desmolda y utiliza gajos de mandarina para decorar.

    Mousse de avellanas
    Mousse de avellanas. Foto: Cortesía

MOUSSE DE AVELLANAS CON CHOCOLATE

INGREDIENTES

  • 250 g de chocolate para derretir 70% cacao
  • ½ sobre de grenetina natural
  • 200 ml de Crema para Batir Lyncott
  • 6 claras de huevo
  • 75 g de Mantequilla Lyncott
  • 200 g de avellanas tostadas
  • 100 g de azúcar glass
  • 1 vaso de agua
  • 1 pizca de sal

PROCEDIMIENTO 

  1. Trocea el chocolate y derrítelo a baño María a fuego bajo. Mueve constantemente para evitar que se queme y retira del fuego.
  2. Añade la mantequilla en trozos pequeños y remueve hasta que se mezclen.
  3. En una olla a fuego medio, calienta la crema para batir sin que llegue a ebullición. Añade la mezcla de chocolate y reserva.
  4. Pica las avellanas en trozos pequeños y reserva.
  5. En un bowl hidrata la grenetina con un poco de agua caliente y mezcla hasta que se disuelva.
  6. Añade esta mezcla a la preparación de chocolate y bate hasta que no queden grumos.
  7. Con ayuda de una batidora o batidor de globo lleva las claras a punto de turrón añadiendo el azúcar glass y la sal.
  8. Agrega las claras a la preparación de chocolate y mezcla suavemente con movimientos envolventes.
  9. Sirve el mousse en moldes individuales y llévalos al refrigerador por una hora para que tomen consistencia.
  10. Para finalizar retira del refrigerador, espolvorea con avellanas picadas y disfrútalo.

Comments are closed.