“No me gusta encasillarme en un solo género”: Luciano Pereyra

El cantautor argentino llega al Teatro Metropolitan el 14 de noviembre. El año pasado hizo el Lunario del Auditorio Nacional

Ciudad de México, 24 de abril (MaremotoM).- Luciano Pereyra tiene una hermosa voz. Junto con Abel Pintos renueva la camada de cantantes que ha dado la Argentina y desde hace varios años está dispuesto a conquistar México.

Aquí suena la canción “Como tú”, una balada romántica movida, realizada junto al productor y compositor colombiano Andrés Castro, un tema que supera los 147 millones de reproducciones en YouTube.

Castro es autor también de “La bicicleta”, que hicieron Shakira y Carlos Vives, aunque Pereyra dice que la esencia de su música es romántica, aunque escucha todo, incluido el reggaetón.

Hace ocho años, Luciano Pereyra, que goza de gran popularidad en su país natal, Argentina, sufrió varios trastornos motores en el esófago que obligaron a su internación durante largos períodos. El cantante volvió a padecer dolencias años más tarde y mucho se especuló respecto a su salud.

“Fue un momento durísimo”, dijo en un programa de televisión, aunque hoy no quiere hablar de ese episodio.

Hoy, que tiene 37 años y que ya ha conseguido una gran carrera en Sudamérica, se muestra ansioso y entusiasmado por tener a México como un nuevo territorio, un país en el que ya ha cantado con Juan Gabriel (“un ídolo para mí, lo escuchaba desde chico”, cuenta), con Paty Cantú y con el mariachi El alma de Juárez, entre otros.

Tiene 20 años de carrera, cuenta con 12 álbumes de estudio y más de 1 millón de discos vendidos; en 2018 se presentó por primera vez en México, con entradas agotadas en el Lunario, como parte de su tour La vida al viento, título de su reciente disco.

–Llegas al Teatro Metropolitan, nada más ni nada menos

–Es parte de un trabajo maravilloso, venir a traer las canciones, visitar un país donde tengo que ir a cantar, a hacer promoción, me gusta muchísimo. He cantado con otros amigos, como Paty Cantú, como Juan Gabriel en varias oportunidades…el año pasado me tocó hacer mi primer Lunario y fue fantástico, fue una jornada memorable. Ahora, volver a la ciudad de México, a un teatro tan importante como ese, la verdad me tiene muy feliz. Con una nueva propuesta y una nueva canción que se llama “Como tú”, que estuvo sonando mucho en el sur.

–¿Los cantantes tienen que ahora hacer reggaetón, cómo lo ves?

–No, no creo eso. Los cantantes tenemos que hacer realmente lo que sentimos. La música va cambiando y uno se tiene que ir adaptando, pero sin dejar de lado la esencia. Me gusta mucho la canción romántica y con Andrés Castro hemos compuesto diferentes baladas, como “Enseñame a vivir sin ti”, que canto con Paty Cantú, hicimos la canción “Vuelve”, que estrené el año pasado en la Ciudad de México, luego hicimos “Como tú”, que tiene esos toques urbanos, con guitarras, charango, quenas, que también le puede dar ese aire andino, típico del folclore.

–¿Tú comenzaste cantando folclore?

–Sí, antes había una raíz folclórica mucho más fuerte, pero mi primer sencillo era una balada romántica grabada por Mocedades, por Julio Iglesias. Creo que para mí la música no es para comparar sino para expresar, no me gusta encasillarme en un solo género, que es como darle a un pintor un solo color para que haga un cuadro. Dentro de la música hay tanto colorido, que ¿por qué encerrarnos en un solo lugar?

Te puede interesar:  Los Tigres del Norte presentan su EP "La reunión"

–En una oportunidad estuviste bastante enfermo, ¿te acompañó la música?

–La música acompaña, tanto en momentos buenos como en momentos malos. Una canción puede resumirte una parte de tu vida, en tan sólo tres minutos. La música emociona, acompaña, te hace pensar, te hace bailar y la música para mí es una parte fundamental de mi vida. Me encanta hacer canciones, me divierto, me da mucha alegría y poder compartirla con tanta gente es una bendición.

–Los fans en Argentina te siguen y te quieren muchísimo

–Sí, es cierto. Tuvimos una celebración muy linda por los 20 años de carrera el año pasado en el estadio Vélez, fue fantástico, el público de mi país me ha dado mucho cariño y eso es lo que me impulsa a seguir trabajando para darle siempre lo mejor.

La música va cambiando y uno se tiene que ir adaptando, pero sin dejar de lado la esencia. Foto: Cortesía

–¿Qué vas a hacer en el Teatro Metropolitan?

–Va a ser un concierto para presentar nuevas canciones, un concierto para hacer un repaso por todos esos temas que me vienen acompañando a lo largo de estos 20 años, todo en el marco de esta gira que comenzó en la Argentina, fue por Chile, por Perú y ahora es en México. Vamos a ser siete músicos, una banda grande que es mi orquesta.

–¿Cómo compones?

–No soy tan organizado, porque siempre me gusta componer y que la inspiración me sorprenda. Hoy las ideas se pueden grabar en un celular, pero me gusta mucho últimamente el sentarme a componer con otros compositores que te ayudan a canalizar algún sentimiento a través de las canciones. Me pasó con el reciente disco, La vida al viento, trabajé con Andrés Castro en Colombia, con Edgar Barrera en México, con gente de Cuba, con Ariel Santacruz, de República Dominicana; hay un montón de poesía de diferentes tonos, que me enriquece muchísimo a la hora de hacer una canción.

–¿Eres de escuchar lo que te dicen, las modas?

–Me encanta escuchar todo lo que suena. A la hora de hacer canciones siempre consulto a mi corazón para el lado que va.

–Hace poco se murió Alberto Cortéz…¿quiénes serían tus modelos?

–Siempre uno tiene como referentes en la música. En el caso de Alberto Cortez ha sido una pérdida muy dura para la música, como lo fue Facundo Cabral. Me he criado escuchando a Horacio Guaraní, a Juan Gabriel, con ambos pude cantar. He crecido también escuchando la música del nicaragüense Miguel Aceves Mejía, porque mi padre es músico y él lo escuchaba. Estos personajes fueron clave en mi carrera musical.

–Esta posibilidad de unir a Latinoamérica a través de la canción, ¿es algo que te ilusiona?

–Me gusta que la música, aunque parezca una frase trillada, no tenga fronteras. Que la música pueda unir, me va a dar la posibilidad de llegar a México, a otros países, eso es fantástico. Es importante que la música tenga esa magia, aunque sea grande pensar que los continentes podamos unirlos por ella, aunque Latinoamérica esté sufriendo muchísimos golpes. Es importante que la música influya en la persona que tenemos al lado, que necesita un abrazo, una canción.

Comments are closed.