El Ajolote

Si no existiera el ajolote, sería parte de la zoología fantástica de Jorge Luis Borges: Andrés Cota Hiriart

Hemos entrevistado a Andrés Cota Hiriart, que por estos días está presentando Fieras familiares, donde vuelve a visitar al ajolote y otras criaturas extrañas que son para él, zóologo y escritor, su verdadera pasión. El libro Ajolote. Biología del anfibio más sobresaliente del mundo está publicado por Elefanta Editorial e ilustrado por Ana Bellino.

Ciudad de México, 21 de septiembre (MaremotoM).- ¿Qué es el ajolote? Un anfibio que dice Andrés Cota Hiriart es el más sobresaliente del mundo.

El axolote mexicano o ajolote, Ambystoma mexicanum, es una salamandra con la característica poco habitual de conservar sus rasgos larvales en su vida adulta. Esta condición, que se conoce como neotenia, significa que conserva su aleta dorsal de renacuajo -que recorre casi la totalidad de su cuerpo- y sus branquias externas, que sobresalen de la parte trasera de su ancha cabeza en forma de plumas.

Este singular anfibio se encuentra en peligro crítico de extinción según la lista roja de la Unión Internacional por la Conservación de la Naturaleza, debido a la pérdida de hábitat, la introducción de especies invasoras en su hábitat, la sobreexplotación, la contaminación y su consumo como alimento. El axolote se encuentra únicamente en el complejo lacustre de Xochimilco (pronunciado Sochimilco), cercano a la ciudad de México, y difiere de la mayoría de las salamandras en que vive permanentemente en el agua. En casos extremadamente raros, el axolote madura y sale del agua, pero en la mayoría de los casos prefieren permanecer en el fondo de los lagos y canales de Xochimilco.

El Ajolote
El libro está concebido como una carta de presentación del ajolote. Foto: Cortesía

Hemos entrevistado a Andrés Cota Hiriart, que por estos días está presentando Fieras familiares, donde vuelve a visitar al ajolote y otras criaturas extrañas que son para él, zóologo y escritor, su verdadera pasión. El libro Ajolote. Biología del anfibio más sobresaliente del mundo está publicado por Elefanta Editorial e ilustrado por Ana J. Bellido.

Entrevista en video a Andrés Cota Hiriart

“El ajolote tiene ciclos y ahora está en un momento de gloria de reflectores. Hasta tenemos una efémeride. Ahora llega un poco tarde, porque está prácticamente extinguido en la vida silvestre. En cautiverio hay un montón, por la regeneración biológica que tiene. Si pierde órganos internos, puede regenerarlo y no queda cicatriz”, afirma Andrés Cota Hiriart.

Te puede interesar:  Qatar: antes, ahora y antes

“El ajolote podría regenerar su cola varias decenas de veces, lo cual es sorprendente y es Santo Grial de la medicina contemporánea. Justo este proceso de regeneración tiene que ver con que el ajolote retrasa el reloj biológico de una célula. La pone unos pasos hacia atrás y la vuelve una célula menos especializada, algo más parecido a una célula madre. Este gran aporte lo blinda del cáncer y de los tumores”, agrega.

El Ajolote
El ajolote podría regenerar su cola varias decenas de veces. Foto: Cortesía

¿Cuántas especies no conocemos de la naturaleza y andamos ignorantes de la vida todo el tiempo?

“El ajolote nos obliga a ampliar la perspectiva, conforme más te adentras en tu mundo, ah, caray, qué cosas sucederán con la rana, con la salamandra de China. Todas las criaturas tienen adaptaciones que son delirantes. Si no existiera el ajolote, sería parte de la zoología fantástica de Jorge Luis Borges. La realidad supera a la fantasía en la naturaleza. Los humanos somos profundamente antropocéntricos. Si vale la pena prestar atención al mundo natural, a lo que queda este, y pueda servir para tomar acción y que el mundo no se evapore”, expresa.

“Hoy, para el nivel del antropoceno es que la única esperanza para vivir son los hombres. El ajolote mismo vive en cautiverio y se conserva así. No estoy de acuerdo con tener mascotas y cambiarle sus atributos naturales. Tener un perro y volverlo vegetariano abre un capítulo del surrealismo humano”, agrega.

¿El libro es para tener un hábitat o para tener una difusión simple? “No es una finalidad premeditada, pero me gustaría pensar que este libro pudiera llegar a manos de algún político que pudiera cambiar el destino del ajolote. Si no haces algo integral no se puede conservar una especie. Se necesitan fondos por eso la voluntad política es indispensable”, expresa el autor.

“No tenía ese trasfondo, está más concebido como una carta de presentación del ajolote”, concluye.

Leave a Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

*