Jessica Sandoval

Volvamos al teatro, dicen los teatristas y nosotros también

Jessica Sandoval es bailarina, es directora, tiene un teatro y expresa que para ella “el teatro que siempre he dicho es mi lugar, mi espacio, mi trabajo, de imaginación, de convivencia y se llama UN TEATRO. Cuando hablo de teatro en general, hablo de un espacio para artes escénicas. Hablo de un espacio de creatividad absolutamente libre”.

Ciudad de México, 25 de febrero (MaremotoM).- Una carta dirigida a la jefa de gobierno de la ciudad, Claudia Sheinbaum, firmada por Un Teatro, Contigo América, La Titería, La Capilla y El Milagro clama lo que todos deseamos: la vuelta del teatro.

Sobrevivir no es vivir y no se trata de volver a la normalidad, sino de volver a nuestra vida.

Jessica Sandoval

“Durante nuestra breve apertura en 2020, no hubo registro de contagios en los teatros independientes, no somos una actividad de alto riesgo. Nuestros teatros -espacios cerrados son teatros con un afore máximo de 100 espectadores, por lo que no estamos dentro de la categoría de un espectáculo masivo, tampoco realizamos teatro al aire libre, que creemos es otra especialidad en la que es difícil controlar el acceso y la sana distancia”, dice la carta, expresando un testimonio compartido, tanto por el público, como por la gente que hace teatro contra viento y marea.

Jessica Sandoval es bailarina, es directora, tiene un teatro y expresa que para ella “el teatro que siempre he dicho es mi lugar, mi espacio, mi trabajo, de imaginación, de convivencia y se llama UN TEATRO. Cuando hablo de teatro en general, hablo de un espacio para artes escénicas. Hablo de un espacio de creatividad absolutamente libre”, dice.

Te puede interesar:  Frody pone la despensa para las mujeres embarazadas vulnerables

“Cuando era chiquita iba a las marionetas, a un teatro más comercial y a los 11 años entré a la Escuela Nacional de Danza. Simplemente por azar. A mi hermana y a mí nos gustaba mucho bailar. Tengo un tío actor, lo íbamos a ver. Creo que si estaba cerca al tipo de teatro que me gusta ahora”, agrega Jessica.

“Este es el teatro que más me gusta, sobre todo por una necesidad de sentarte a trabajar desde cero, tomas cosas de la vida, es un asunto de acción social, el arte es un asunto de expresividad colectiva, a partir de la sensibilidad”, expresa.

El teatro es un arte sublime y necesitamos tenerlo en nuestra vida. Estas son las medidas que piden los hacedores.

– Trabajamos con un aforo de 30% de capacidad, como se estableció en agosto 2020 y

aplicamos rigurosamente los protocolos sanitarios.

– El público que accede a la sala no se quita el cubrebocas durante su estancia.

– Hay un tiempo limitado del público en los teatros que es, máximo, de dos horas, desde

que llega al recinto hasta que se retira.

– Tomamos rigurosamente la temperatura, aplicamos el código QR y tenemos

señalizaciones para asegurar la sana distancia.

Por lo pronto, volvamos al teatro.

“Hay dramaturgos muy buenos, se hacen sus obras en todo el mundo, el teatro efectivamente es sublime. El teatro te cambia la vida, una vez que se dejan llevar, regresan, es un momento de comunión”, dice Jessica Sandoval, la líder de la campaña que dice: El teatro hace bien.

Comments are closed.