Camila Sosa Villada

Camila Sosa Villada conquistó a la FIL

La escritora argentina se encontró con sus lectores y se le entregó el Premio Sor Juana, que ganó el año pasado y no pudo recibir por el confinamiento.

Guadalajara, 5 de diciembre (MaremotoM).- La literatura tiene el poder de cambiar la vida de las personas. A Camila Sosa, por ejemplo, el éxito de su novela Las malas, le regaló “un par de tetas carísimas y una dentadura perfecta”. Pero no sólo eso: “Yo en realidad soy muy tímida y la literatura me dio coraje, me hizo conocer gente interesante: ahora ceno con Claudia Piñeiro y hablamos de hombres y esas cosas”.

Camila Sosa Villada
Cuando empecé me daba vergüenza mi barba áspera, mi nariz torcida, mis dientes chuecos. Foto: Cortesía

La escritora argentina charla de una manera tan franca como franca es su gran sonrisa. Vino a saldar una deuda que había entre ella y la Feria Internacional del Libro (FIL) de Guadalajara: el año pasado Las malas fue elegida como ganadora del Premio Sor Juana Inés de la Cruz, pero Sosa Villada no pudo recibir el galardón debido al confinamiento por la pandemia de la covid-19.

Una vuelta al calendario después, Camila Sosa mató dos pájaros de un tiro: recibió el diploma que la acredita como ganadora y sostuvo un encuentro con sus lectores como parte del ciclo Mil jóvenes con…

Marisol Schulz, directora de la FIL, fue la encargada de recibir a la escritora argentina y de recordar las circunstancias que rodearon el Premio el año pasado. Luego de un breve discurso en el que retomó las palabras del jurado, la directora entregó, por fin, el diploma a Camila Sosa, quien sonriente lo mostró en todo lo alto para que lo vieran todas las personas reunidas en el auditorio Juan Rulfo.

Acto seguido comenzó un diálogo entre la argentina y la también escritora mexicana Ana García Bergua, quien dijo que “la historia de Las malas nos robó el corazón, la historia real y la inventada”. La novela narra la vida de una comunidad trans en Argentina que tiene que enfrentar la precariedad, el odio, la discriminación, pero también la solidaridad y el amor.

Te puede interesar:  Los escenarios creativos emergen de la melancolía, afirma Jesús Ramírez Bermúdez

Camila Sosa contó cómo comenzó a leer y a escribir a los cinco años y que a los ocho empezó a escribir cartas de amor. Entonces se encontró con la obra de Federico García Lorca y quedó cautivada por su poesía y por esa capacidad “de decir una cosa para decir otra, que es como mi historia con el travestismo”. Luego, prosiguió, vino la máquina de escribir, los blogs, las redes sociales. La confirmación de que la escritura era su camino llegó con El viaje inútil.

Camila Sosa Villada
Camila Sosa Villada recibió el Premio Sor Juana del año pasado. Foto: Cortesía FIL en Guadalajara

La argentina compartió con la audiencia que todas las historias que tiene las comenzó a escribir siendo niño, pero “apenas ahora he venido encontrando las palabras para contarlas”. Añadió que no hay palabras para describir el estado psicológico, la alteración mental provocada por las drogas y el alcohol, la violencia que vivió de parte de los clientes en los años en que se prostituía. “Todo eso alimentó mi imaginación día a día”, dijo, y Las malas contribuyó “a darle forma y ponerle nombre a un dolor que me recorría el cuerpo, pero que yo no sabía por dónde”.

Al hablar de su relación con el escenario —la escritora ha sido también actriz— recordó que la primera vez que subió a un escenario fue a los seis años. Reiteró su fascinación con García Lorca también por el teatro y refirió que “todo se trata de combinar palabras, de hacer imágenes con las palabras, para restituir un poco de dignidad a una vida que fue muy indigna”. Compartió que el personaje al que le ha dado vida, y es su favorito, es Frida Kahlo, y agregó que cuando escribe siente “gozo, tristeza, ansiedad, ganas de encender la computadora y dolor de espalda. ¡No existe una posición cómoda para escribir!”, idea con la que coincidió Ana García Bergua. ¿Su libro favorito? El amante, de Marguerite Duras.

Para concluir, una joven le preguntó qué consejo les daría. Camila Sosa respondió: “Confíen en ustedes, en la sabiduría que tienen. Vivimos en un mundo adultocéntrico que debería escuchar más a los adolescentes”.

Comments are closed.