Marisol Schulz

“Siento mucho optimismo. Es una revitalización de la feria”: Marisol Schulz

“Raúl Padilla López ha sido una de las primeras personas en la vida con la que mejor he trabajado. No estoy dorándole la píldora a nadie, pero he tenido muchos jefes y si hay alguien que me ha dejado hacer ha sido Raúl. Tengo un diálogo permanente con él. Lo que ha sido un poco más difícil es ajustarme a Guadalajara, entender la forma en cómo se vive allí. Me ha tocado adaptarme y me ha tocado una vida en soledad. Vivo en una cuarentena permanente, en una situación de encierro y que disfruto”, afirma.

Ciudad de México, 18 de noviembre (MaremotoM).- Ya son nueve años en los que Marisol Schulz es la directora de la Feria Internacional de Guadalajara (FIL). No se trata de evaluar sus grandes dotes de editora (estuvo al frente de Alfaguara por más de 20 años), sino también de justipreciar sus enormes cualidades para hacer frente a lo que tanto política como diplomáticamente se le ha venido encima, sobre todo en estos últimos años, con coronavirus incluido.

“Esta es mi novena feria. Lo primero que te puedo decir es que ha sido un aprendizaje permanente. Aprendí a trabajar y me involucré con un equipo muy consolidado, que ya tenía una forma estructurada para hacer las cosas. Los cambios que hice fueron de manera paulatina. Había muchas cosas que estaban bien y lo que pude hacer no fue levantando lo bueno, sino incrementando las actividades o diversificando”, dice la directora de una feria que este año vuelve en forma presencial.

Marisol Schulz
Esta es mi novena feria. Lo primero que te puedo decir es que ha sido un aprendizaje permanente. Foto: @FIL Guadalajara/Josué Nando

¿Entenderse con Raúl Padilla López, unirse al bunker de Guadalajara, muchas veces cerrado para los de afuera? ¿Qué ha costado más?

“Raúl Padilla López ha sido una de las primeras personas en la vida con la que mejor he trabajado. No estoy dorándole la píldora a nadie, pero he tenido muchos jefes y si hay alguien que me ha dejado hacer ha sido Raúl. Tengo un diálogo permanente con él. Lo que ha sido un poco más difícil es ajustarme a Guadalajara, entender la forma en cómo se vive allí. Me ha tocado adaptarme y me ha tocado una vida en soledad. Vivo en una cuarentena permanente, en una situación de encierro y que disfruto”, afirma.

“La ciudad no es una ciudad que yo entendiera al principio. Hoy me siento muy adaptada”, expresa. ¿Qué pasa con los actos políticos, con el enfrentamiento de la FIL con el gobierno?

“Yo no me meto. Hay un total entendimiento del papel que cada cual tiene. Raúl Padilla entiende su paso por el mundo de una manera muy particular, yo lo entiendo y lo admiro, pero no me meto. Muchas de las cosas políticas pasan por Jalisco y yo no soy de Jalisco. Mi papel es un papel de gestión cultural”, dice.

Te puede interesar:  Cristina Rivera Garza, una de nuestras mejores escritoras, recibe el Premio Xavier Villaurrutia
Marisol Schulz
Al frente del encuentro más importante de libros de Latinoamérica. Foto: Cortesía FIL en Guadalajara

Recientemente, en el tema del Perú, la Feria Internacional de Guadalajara no defendió ni atacó al gobierno cuando se censuraron a algunos escritores. “Lo que haga Perú, fue nuestro lema. Toda esta polémica se dio mientras estábamos en la Bienal Vargas Llosa y no nos pronunciamos porque era algo de política interna. No tenemos nada que decir en contra de Perú. Ahora Perú viene con una diversidad étnica y lingüística del país, que no estuviera centrada en Lima y nosotros estamos de acuerdo”, afirma.

En estos nueve años la he visto a Marisol Schulz cada vez más fuerte como directora de la FIL. Hay una evolución en su cargo y se nota en la programación misma del encuentro latinoamericano más importante de los libros.

“Yo llegué a una feria en donde estaba Israel como perfilado. Yo desde el primer momento me sentí como la directora, pero claro que he evolucionado”, dice la editora y gestora recientemente premiada con el 44 Premio Nacional Juan Pablos 2021 que otorga la Cámara Nacional de la Industria Editorial Mexicana (Caniem).

“El premio es a toda mi trayectoria, tiene que ver con la FIL y con mi trabajo editorial a lo largo de la vida. Nunca he trabajado en algo que no tuviera ver con el libro. Me ha tocado un poco ser de todo en el mundo del libro, hasta traducciones hice”, comenta.

LA VUELTA DE LA FERIA DE GUADALAJARA

“Siento mucho optimismo. Es una revitalización de la feria”, dice Marisol.

Va a haber menos público y será una feria pasada por todos los controles sanitarios, pero “era así o no era”, dice.

“Ha sido un desafío tener la feria presencial y lo hemos logrado. Tenemos de verdad un nivel de medicina en la Universidad de Guadalajara digno de proclamarlo a los cuatro vientos”, afirma.

“Tenemos 600 escritores, hay virtualidad en un 30 %, con Ken Follet, Paul Auster, con Javier Cercas, Jane Goodall… La feria será más latinoamericana que global, por los cierres de fronteras. Viene la gran literatura en español, Margo Glantz, Diamela Eltit, Sergio Ramírez, Leonardo Padura viene a recibir la medalla Carlos Fuentes, en fin…”, concluye.

Comments are closed.