Bruno Newman

Anoto todo lo que aprendo, lo que me acuerdo, lo que escucho y fui llenando hojas: Bruno Newman

Bruno Newman es ante todo un coleccionista y por ende ha jugado una colección de frases y palabras, las más más entrañables del español coloquial que se habla en México y las ha puesto en este libro Las endenantes (Editorial Océano)

Ciudad de México, 6 de julio (MaremotoM).- El idioma español guarda para todos un montón de secretos. Ni siquiera esos traductores que reciben premios o los grandes lingüistas pueden no caer en errores. Claro, luego está el argot de cada pueblo y si alguien dice ser el que entiende todo lo del idioma mexicano, no le creeremos.

Bruno Newman es ante todo un coleccionista y por ende ha jugado una colección de frases y palabras, las más más entrañables del español coloquial que se habla en México y las ha puesto en este libro Las endenantes (Editorial Océano)

Este libro es y será referente de muchos decires que merecen no quedar en olvido. Hay expresiones de chile, de dulce y de manteca, pero ¿cuántas entiendes y conoces?  Son palabras o frases que, de tan particulares, ni siquiera las registra la Real Academia de la Lengua. Son palabras y expresiones de un gran ingenio que se empiezan a abandonar para ser sustituidas por otras, porque así de viva es nuestra lengua y la evolución del idioma.

Bruno Newman
Palabras y frases mexicanas en colección. Foto: Cortesía

Bruno Newman es comunicólogo por la Universidad Iberoamericana. Después de haber trabajado en la iniciativa privada, el gobierno y organizaciones gremiales, fundó ZIMAT en 1980, el primer grupo mexicano de empresas que ofreció servicios integrales en materia de comunicación. Fue presidente de varias asociaciones gremiales como AMCO y PRORP.

Ha sido un incansable promotor de la lectura. Presidió IBBY México de 2007 a 2019 y actualmente encabeza Leer nos incluye a todos; además de ser miembro de diversos patronatos, consejos de empresas, instituciones culturales y filantrópicas.

Es fundador del Museo MODO y autor de varios libros.

ENTREVISTA EN VIDEO A BRUNO NEWMAN

“Echar tierra es una expresión que con frecuencia se usa en la política como el “ya merito” o que “alguien no se cuece en el primer hervor”. Una expresión muy política es el “pitazo” o “el teje y maneje”. Hay en realidad en el libro expresiones para unos y otros. Para quienes les gusta el arte de la conversación, no hay nada más sabroso que sentarse con alguien a platicar”, dice Bruno Newman a propósito de su libro.

Te puede interesar:  Mariana Palova hechizará a la ciudad desde el Experimental

Lo que es cierto es que hay una gran cuota de incomunicación entre los hablantes, más allá de las frases o palabras que se coleccionan.

“Hay una jerga en cualquier ocupación y luego están las regionales. El libro quedó listo a principios del año pasado, no se podía publicar hasta que las librerías quedaran abiertas, pero en el tiempo que entró a imprenta han surgido 170 frases más. Alguien me ha preguntado si no deberíamos decir de dónde vienen las palabras, la verdad es que no quisiera hacer un libro académico. No quise hacer una distinción porque empieza a convertirse en un estudio científico y corro mucho el riesgo de equivocarme”, afirma.

Hay muchas cosas que un extranjero no entiende al sentir hablar mexicano. ¿Qué es clavarse? ¿Ser terco, por ejemplo? ¿Es ser empecinado? ¿Es robar algo? Clavarse tiene muchas acepciones, es una palabra con varios significados.

Bruno Newman
Poner del asco es hablar con mayores epítetos sobre alguien. Foto: Cortesía

¿Qué es poner del asco?

“Poner del asco es hablar con mayores epítetos sobre alguien. Poner del asco es también hablar mal de una persona”, dice y también explica barbaján. “Es un poco un sinvergüenza al que tendríamos que desconfiarle, mantenerse lejos de él”, afirma.

“Anoto todo lo que aprendo, lo que me acuerdo, lo que escucho y fui llenando hojas, sin ninguna intención de publicar un libro. Hay gente que me fue pasando frases y palabras raras, que tienen algún sentido del humor. El criterio que he usado ha sido mío, personal, quité algunas que me parecían obscenas y ahí están algunas que llaman la atención”, explica.

“Hay cosas muy extrañas como la expresión Ay, nanita. La nana es la que cuidaba a los niños. Quién sabe de dónde venga, pero se usa mucho. Echar toda la carne al asador, es un rescate, es algo muy expresivo”, concluye.

Comments are closed.