Sean Penn

Sean Penn en Cannes: Flag Day y su hija, Dylan

Ahora, con Flag Day, los especialistas consideran que es una película menor para entrar en la competencia, pero lo cierto es que más allá del glamour, de la personalidad del actor y director y de que no hemos visto la película, lo cierto es que  narra una verdadera epopeya familiar basada en las memorias de Jennifer Vogel, hija de uno de los más grandes falsificadores en la historia de Estados Unidos.

Ciudad de México, 12 de julio (MaremotoM).- Sean Penn ya había estado en Competición en Cannes como realizador con Extraño vínculo de sangre (The Indian Runner) en 2000, El juramento (The Pledge) en 2001 y Diré tu nombre (The Last Face) en 2016. El Festival de Cannes, a raíz de las crónicas que pasan los periodistas acreditados allí, no lo ha tratado bien.

Ahora, con Flag Day, los especialistas consideran que es una película menor para entrar en la competencia, pero lo cierto es que más allá del glamour, de la personalidad del actor y director y de que no hemos visto la película, lo cierto es que  narra una verdadera epopeya familiar basada en las memorias de Jennifer Vogel, hija de uno de los más grandes falsificadores en la historia de Estados Unidos.

Flim-Flam Man es el libro de Vogel y que leyó el productor William Horberg, pensando inmediatamente en una adaptación cinematográfica.

Flag Day
Dylan Penn: Sean Penny Robin Wright como padres. Foto: Cortesía

La historia de los Vogel se mezcla un poco con la de los Penn: Dylan Penn encarna a la hija de Vogel, interpretado por Sean Penn y Hopper Jack Penn interpreta al hermano de Jennifer. Filmada en gran parte en la provincia canadiense de Manitoba, cuyos paisajes evocan el ambiente de Minneapolis a finales del siglo XX, esta epopeya cuenta la historia de una familia destrozada que intenta reparar los vínculos. La joven debe aprender no solo a perdonar, sino también a desprenderse del pasado para construir de manera óptima su propia identidad.

Con el paso de las estaciones de Flag Day, los suburbios nevados suceden a los campos de trigo ambarinos: el tiempo pasa y sana las heridas del pasado. Filmada con cámara Arri con la ayuda de películas de 16mm y viejos objetivos, la sexta película de Sean Penn lleva a la pantalla la autenticidad y la complejidad de una relación entre padre e hija.

Con un guión de Jez y John-Henry Butterworth, Flag Day cautivó a Sean Penn, seguido por los productores Jon Kilik y Fernando Sulichin.

“La idea de hacer una película se remonta a antes de la publicación de mis memorias, Flim-Flam Man. El productor William Horberg y el guionista Jez Butterworth me visitaron en Minneapolis en 2004, donde recorrimos la ciudad y mi vida. Desde entonces, el guión ha pasado por diferentes versiones: yo mismo escribí una versión. Estuvimos cerca de hacer la película varias veces, pero no fue hasta que Sean Penn se subió a bordo que todo encajó”, dice Jennifer Vogel.

Flag Day
El libro en sí era tan rico, con su franqueza, su prosa, que se podrían haber hecho seis películas con él, dice Sean. Foto: Cortesía

“El libro en sí era tan rico, con su franqueza, su prosa, que se podrían haber hecho seis películas con él. Pero Jez y John-Henry Butterworth lograron destilar muy bien en un guión el espíritu del libro y las historias familiares que encontré terriblemente conmovedoras”, afirmó Sean Penn.

Te puede interesar:  Fernando Tejero revela que no quería bajo ningún concepto creer que podía ser homosexual

Aunque famoso como actor, con una carrera de cuarenta años, Sean Penn no había protagonizado ninguno de los cinco largometrajes que había dirigido anteriormente. Él explica: “Siempre me ha sorprendido que pudieras hacer una película y actuar en ella y nunca me había planteado hacerlo yo mismo. Pero debido a una combinación de circunstancias, simplemente lo experimenté y, como había imaginado, me desangró. No estoy seguro de que lo vuelva a hacer. ”

Penn encontró la oportunidad única de protagonizar junto a su hija, Dylan Penn, como el dúo padre-hija de John y Jennifer Vogel. El elenco convoca a otro miembro de la familia, Hopper Jack Penn, hijo de Sean y hermano de Dylan, como Nick Vogel.

“Dylan es una bestia de la verdad que nos impresionó a todos desde el primer día. Trabajar con ella me ha dado una dosis diaria de orgullo. Fue realmente emocionante. Hopper, mientras tanto, es uno de esos actores … le apuntas con la cámara y ella se enamora de él. Tiene una presencia muy tierna”, dijo Sean.

“¡Trabajar con mi papá como socio y director ha sido muy intenso! Dicho esto, realmente es el mejor socio y director con el que he trabajado. Me sentí increíblemente apoyada, lo que me permitió ser realmente vulnerable y emocionalmente desnuda. Sabe cómo hablar con los actores para conseguir lo que quiere. Y mientras está en el set puede parecer un requisito, es reconfortante tener a alguien que sabe exactamente qué esperar de usted, desde la forma en que se peina hasta la forma en que entra en una habitación. Trabajar con mi hermano es un verdadero regalo, hace las cosas muy fáciles. Estamos tan unidos en la vida y creo que nuestro vínculo es obvio en las escenas que tenemos juntos”, dijo Dylan.

El compositor Joseph Vitarelli firmó la música para la película, convocando a un conjunto de músicos de renombre mundial, incluidos los violinistas Ann Marie Simpson y Charlie Bisharat. La banda sonora fue mezclada por el legendario ingeniero de sonido Dave Way. Joseph Vitarelli explica su entusiasmo por el proyecto: “No podía dejar de lado un guión tan genial, ni la oportunidad de volver a trabajar con Sean”. Los dos hombres habían colaborado previamente en Crossing Guard.

Para animar el universo musical de la película, Sean Penn trajo a Eddie Vedder, con quien había colaborado previamente en Into the wild, así como a Cat Power y Glen Hansard, para escribir e interpretar canciones originales. Sus inquietantes y sensibles contribuciones incluyen ‘Dream’, interpretada por Cat Power, ‘As You Did Before’, interpretada por Glen Hansard, y ‘There Is a Girl’, un conmovedor dúo padre-hija entre Eddie y Olivia Vedder.

Comments are closed.